FACTÓTUM

Artículos de diversa índole, en especial, de corte cultural, que son publicados semanalmente en un diario de la colectividad peruano-japonsa llamado: Perú Shimpo. Los artículos incluyen: arte, ensayos, investigaciones, cuentos, temas de actualidad, etc. Actualmente, publico otros escritos, además de fotografías y pinturas que están relacionados a temas de mi interés -que por cuestiones de espacio-, no los puedo publicar en el periódico.

miércoles, setiembre 28, 2005

Homenaje a Takeshi “Beat” Kitano

Hasta hace algunos años, la imagen que se tenía al hablar de cine japonés era la del genial Akira Kurosawa, sin embargo, a mediados de la década de 1990 surgió una figura que al principio no se la tomó en cuenta, me refiero a Takeshi Kitano. Él con un simbolismo particular y estética perfecta nos deslumbró en “Hana-bi” (Flores de Fuego), posteriormente con la ternura y altruismo en “Kikujiro no Natsu” (El Verano de Kikujiro) y este año con su versión personal del clásico héroe “Zatoichi”, que fuera interpretado en 25 filmes, además de series de televisión por Shintaro Katsu (nombre artístico de Toshio Okumura). Lamentablemente no hemos podido apreciar otros filmes ya que no llegaron a los circuitos comerciales limeños -para variar-.

Takeshi Kitano, el menor de cuatro hermanos, nació el 18 de enero de 1947 en Adachi (Tokio) en el seno de una familia humilde. Al respecto menciona: “Recuerdo mi vecindario como una gran familia, la gente sembraba vegetales en los cercanos campos y los lavaba en el río, los niños corrían tras las mariposas y las libélulas mientras nuestras madres charlaban en los baños públicos y nuestros padres pasaban la tarde en el bar o sentados, bebiendo en las esquinas”.

Su padre, de nombre Kikujiro, fue maestro ebanista además de pintor y como muestra de afecto, aquel nombre fue usado por Kitano a fines de la década de 1990 para ser protagonista de la tierna comedia “Kikujiro no Natsu” (El Verano de Kikujiro).

La madre de Kitano, de nombre Saki, realizó tremendos esfuerzos para que sus hijos fueran a la escuela, a pesar de los grandes problemas económicos que la familia enfrentaba. Ya de joven logró ingresar a la Universidad de Meiji, en donde cursó por cuatro años la carrera de ingeniería, sin embargo no culminó sus estudios -se dice que fue expulsado de la universidad por su mal comportamiento- y encontró trabajo de ascensorista en un club nocturno en donde se realizaban espectáculos que iban desde el ‘striptease’ hasta la comedia.

Un día a principios de la década de 1970, Kitano tuvo una gran oportunidad: un cómico faltó y le dieron pie a salir al escenario, por ese tiempo conoció a Kioshi Kaneko, un comediante de profesión y posteriormente formaron el dúo “Two Beats” para realizar actos de ‘manzai’ -podríamos denominarlo como ‘stand up comedy’ a dúo- y trabajaron de esta manera en diferentes bares en Tokio para llegar en 1976 a su primera aparición en televisión, casi instantáneamente se convirtieron en un éxito, acabando en la NHK, la televisora más conocida del Japón. De aquí en adelante, Kitano guardaría el sobrenombre de “Beat” para el resto de su carrera, tomándolo siempre que se acreditara como actor, en apariciones públicas, películas, series de televisión, etc.

El director Nagisa Oshima (“El imperio de los sentidos”) fue el primero en darle la oportunidad a Kitano para actuar en la pantalla grande. Así debutó en el papel de un enfermizo soldado con “Merry Christmas, Mr. Lawrence” (1983). Desafortunadamente, el público de Japón se tomó el esfuerzo de Kitano en broma y reía en todas sus escenas. En otra entrevista manifestó: “Fue humillante la experiencia, porque mi personaje en la película no era alguien de quien se pudiera reír. Entonces juré que en adelante haría serios y oscuros a todos mis personajes en películas y series de televisión, y así fue”.

En 1989, Kitano dirigió y actuó en su primer filme: “Violent Cop”, luego actuó y dirigió las películas “Boiling Point” (1990), “A Scene at the Sea” (1991) “Sonatine” (1993) y su primera comedia “Getting Any?” (1995); al terminar el rodaje de esta última película tuvo un trágico accidente en su motocicleta que casi le costó la vida. Por cosas del destino y para fortuna de sus admiradores, sobrevivió, sin embargo, tuvo que pasar cuatro meses aislado en el Tokyo Medical College Hospital, debido a sus fracturas de cráneo y rotura de mandíbula. Al salir del hospital tenía la parte derecha del rostro paralizada y severas cicatrices además de un ligero tic en los ojos. Cuando vi a Kitano por primera vez en la película “Hana-bi”, me asombré del tic que presentaba el actor y de lo bien que lo interpretaba el personaje -pensando que era parte de la caracterización- Enorme fue mi sorpresa cuando supe que no era actuación, que ese malestar en la cara era real (recuerdo un artículo muy bello publicado en Perú Shimpo hace algunos años sobre la película “Hana-bi”, por Doris Moromisato, allí me enteré de muchos detalles de la vida del genial y polifacético Kitano).

Motivado por el choque, Kitano dejó su vida desordenada y se entregó a las artes: la pintura, la lectura, la música y al estudio de la ciencia. El público de Japón pensaba que estaba acabado, que jamás volvería a dar un espectáculo o dirigiría una película.

Se equivocaban. Luego de su accidente El “Beat” dio a luz a “Kids Return” (1996), a “Hana-bi” (1997) considerada por la crítica mundial como su mejor obra y una de las mejores películas asiáticas a tal punto que logró ganar el “León de Oro”en el festival de Venecia-, posteriormente vinieron “El verano de Kikujiro” (1999), “Brother” (2000), “Dolls” -sólo como director- (2002), la este año estrenada “Zatoichi” (2003) que ganó el “León de Plata” al mejor director en el festival de Venecia y “Takeshis’” (2005).

Asimismo, Takeshi Kitano participó en otros filmes como actor: “Johnny Mnemonic” (1995), “Gonin” (1995), “Tokyo Eyes” (1998), “Taboo” (1999), “Battle Royale” (2000) -esta película llegó a Lima pero no tuvo gran acogida por parte de la crítica-, “Battle Royale II: Réquiem” (2003), “Izo” (2004) y “Blood and Bones” (2004).

Hace un año el aclamado “Beat” fue honrado con el grado de “Honorary Bachelor of Science in Engineering” por la Universidad de Meiji, la que dejó 34 años atrás, en busca de sus sueños.

En resumen, Takeshi Kitano colinda con la genialidad ya que es comediante, actor, autor, poeta, pintor (En “Hana-bi”, todas las pinturas mostradas en la película -las más de ellas utilizando el puntillismo creado por George Seurat- fueron realizadas por él); diseñador de vídeo juegos (creó en 1986 para Nintendo Famicom (NES) el juego “Takeshi no Chousenjou” (El Reto de Takeshi), y desde abril de este año es Profesor en The Graduate School of Visual Arts, Tokyo National University of Fine Arts and Music.

Para mayor información, algunos datos de la vida de Takeshi Kitano fueron tomados de:
http://en.wikipedia.org/wiki/Kitano_Takeshi (inglés), http://www.galeon.com/takeshi-kitano/ (español), http://www.takeshikitano.net/ (francés), y la web oficial del actor es: http://www.office-kitano.co.jp/ (japonés e inglés).

2 Comments:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home